Archivo de la etiqueta: chiste

¿Ángel o diablo?

angeldiablo

Un médico se encontraba sentado en la silla de su consultorio, después de haber mantenido relaciones sexuales con su paciente.

Pensando en lo que había hecho, su conciencia le repetía:

‘Pero cómo hiciste eso! qué vergüenza, perdiste toda la ética profesional! !!!’

‘Dios míoooooo….. ¿Qué hago?’

Al rato de estar culpándose de sus actos, observa que sobre su hombro derecho aparece un diablito que le dice:

‘Escúchame.. . No seas idiota… ¡hay una cantidad exagerada de médicos que tienen sexo con sus pacientes! ¿qué te crees? ¿qué eres el único?

Hazme caso… Es de lo más natural del mundo…. Quédate tranquilo!!! ‘

El médico convencido:

‘Tienes razón, si yo no hice nada malo’.

Al terminar de decir eso, en su otro hombro aparece un angelito y le replica al oído: 😈

– ‘Acuérdate que eres veterinario! !! VE-TE-RI-NA- RIO…. Gilipollas!!!

Sor Pistola

Dios, Jesús y Moisés

Un ladrón entró en una vivienda con su linterna en la mano. Cuando escuchó una voz extraña, como de ultratumba, que le decía:

-”Dios y Jesús te están mirando”.

El ladrón sobresaltado apagó la linterna y en ese momento empezó a acordarse de todo, de toda su vida pasada, sin saber si eran los nervios que le traicionaban o qué…….

-”Dios y Jesús te están mirando” …… volvió a escuchar.

Encendió nuevamente la linterna y vio a un loro en una jaula que le repitió:

-”Dios y Jesús te están mirando”.

Al ladrón se le vino el alma al cuerpo.

-”Loro de mierda, me asustaste”…….”¿de dónde saliste?”.

-”Soy Moisés”, contestó el loro.

-”Hijo de puta……”, “¿Quién fue el que te puso Moisés?”.

-”Fue el mismo cabrón que le puso……… -Dios y Jesús-……….. a los dos rottweiler que están detrás tuyo…….

Sor Pistola

Y comieron perdices

El sábado me reuní con mis padres, uno de mis hermanos y su familia en un cafetería para desayunar, y pude disfrutar durante un rato de mis sobrinos Ra (8 años) y Al (6 años). Esta vez se dedicaron a contarme chistes y entre ellos los que más me gustaron fueron estos dos:

Esto es la ultima cena, está Jesús y los apóstoles y llega el momento de bendecir el pan y el vino.

En esto que San Pedro cae en que no ha comprado el pan.

Pedro: Pablo, Pablo ven aquí.

Pablo: ¿Qué pasa Pedro?

Pedro: Que se me ha olvidado comprar el pan, ¿Qué podemos hacer?

Pablo: No pasa nada vete a la tienda de al lado y compra unos bollicaos total para el caso es lo mismo.

Pedro se marcha a por los bollicaos y regresa a la casa donde los prepara en una bandeja y la coloca ante Jesús.

Jesús: Pedro, ¿Que es esto?

Pedro: Unos bollicaos señor ya se que tenia que ser pan pero…

Jesús: No, no Pedro no te líes tu ya sabes lo que quiero.

Pedro: No entiendo señor, yo…

Jesús: Pedro…Tu sabes lo que yo quiero…

Pedro: Señor nos os entiendo no se…

Jesús: !Pedro¡ ¿Donde corcholis están los cromos?

Este chiste hizo que me acordara de la cantidad phosquitos que tuve que comer de niña sin gustarme, y sólo para que me dieran el regalito.  Vamos algo parecido a lo que les pasa a mis sobrinos con los huevos Kinder, le pegan un bocado y dicen que ya no quieren más. El segundo chiste fue este:

– Oye Pepe, ¿tú que colonia usas? – Lavanda.

– Pues me parece que se te ha muerto algún músico. 

A última hora mi hermano improvisó una tarta con una trozo de dulce de manzana y mi cuñada sacó del bolso unas velas.

Cuando terminé de soplar las velas se produjo el siguiente cucha que te cucha:

Ra: ¿Qué deseo has pedido?
Al: Eso no lo puede decir, pero yo lo se.
M. Superiora: Ah si, ¿y qué he pedido?
Al: Que seamos felices…
M. Superiora: Pero que niño más listo 🙂
Al: Y que comamos perdices, … ummm perdices….Tita es que a mi no me gustan las perdices 😦

Me retiro a limpiarme la baba 🙂

M. Superiora

Jesús te está mirando

Un ladrón, linterna en mano, entró a una casa a hacer de las suyas.
Cuando estaba escudriñando por la cocina en busca de la platería escuchó una voz que le dijo:
-Jesús te está mirando
El ladrón se sobresaltó, apagó la linterna e inmediatamente se puso a averiguar de dónde salía esa voz.
-Jesús te está mirando-, volvió a escuchar.
Así que encendió nuevamente su linterna y vio, encerrado en una jaula, a un loro que le repitió:
-Jesús te está mirando
El tipo se rió y le respondió:
-¿Y tú quién eres?
-Soy Moisés-, contestó el loro.
-¿Y quién fue el imbécil que te puso Moisés?
-El mismo imbécil que le puso Jesús al doberman que está detrás de ti.

Sor Casiopea

Un arrepentimiento utópico

Una mujer entra en el confesionario de una iglesia en Hollywood.

– Padre, me quiero confesar!
– Por supuesto, hija. ¿Cuales son tus pecados?
– Fui infiel a mi marido, padre. Soy actriz de cine y hace 2 semanas dormí con …

George Clooney

Hace dos días dormí con…

Miller

Y anoche dormí con…

R. Gere

– Lo lamento hija, pero no puedo darte la absolución.

– ¿Por qué? Pero si la misericordia del de arriba es infinita!

– Si hija, la misericordia del de arriba es infinita. Pero … Él jamás creerá que estás

ARREPENTIDA…. 🙂

Vía e-mail Jueves

Pd: Yo lo entiendo perfectamente 😳

M. Superiora